Ley de Fomento de la Financiación Empresarial para Pymes y autónomos


ley-de-fomento-de-la-financiación-empresarial-mibs.es

El Consejo de Ministros aprobó, a principios de octubre, un proyecto de ley de Fomento de la Financiación empresarial para tratar de impulsar la financiación de las pequeñas y medianas empresas (Pymes).

Con este proyecto, el objetivo del Gobierno es romper con la dependencia que tienen las pymes de la financiación bancaría (un 75%). Para ello, ha puesto en marcha una batería de medidas:

– Una ley que regule el crowdfunding

– Mayor regulación de las empresas cotizadas en el Mercado Alternativo Bursátil

– Nuevas normas para la banca

La medida estrella de la ley y una de las que más puede beneficiar a las microempresas es la regulación del crowdfunding. Ahora, financiar a las empresas a través de plataformas de Internet no será una locura de inversores alternativos, sino un tipo de  inversión más. La ley establece, por primera vez en España, un régimen jurídico para estas plataformas de crowdfunding que promueven la financiación participativa mediante préstamos o la emisión de acciones, obligaciones o participaciones de responsabilidad limitada.

ley-de-fomento-de-la-financiación-empresarial-mibs.es

El importe máximo de captación de fondos por proyecto de financiación participativa a través de plataformas de crowdfunding no podrá ser superior a un millón de euros en total, para que no haya abusos. El Gobierno ha distinguido dos tipos de inversores:

Acreditados. Los inversores institucionales, las empresas que superen determinados niveles de activo (un millón de euros), cifra de negocio (dos millones) o recursos propios (300.000 euros) y todas las personas físicas o jurídicas cuyos niveles de renta superen los 50.000 euros al año o tengan un patrimonio superior a 100.000 euros y soliciten expresamente este tratamiento, no tendrán ningún límite de inversión.

No Acreditados o no cualificados. Las empresas y personas físicas o jurídicas que no cumplan los requisitos anteriores sí tendrán límites anuales a la inversión: 3.000 euros por proyecto y 10.000 euros en el conjunto de plataformas (entidades de inversión en Internet).

La banca tendrá una nueva norma que establece que si el banco quiere recortar líneas de crédito o préstamos por un valor superior al 35% de la deuda de cualquier empresa, sin importar su tamaño, deberá ofrecer preavisos con tres meses de antelación. Junto con el preaviso, se otorga a las pymes el derecho a obtener, por parte de la entidad, información sobre su posición financiera para facilitar la negociación con otros bancos.

Junto con la regulación anterior, el Ejecutivo confirmó que realizará modificaciones en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB). El cambio más importante es el de fijar 500 millones de euros de capitalización como el límite a partir del cual una empresa deberá abandonar el MAB para cotizar en el mercado regulado de renta variable y cumplir con las exigencias que eso conlleva.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *