fuentes-de-financiación-para-emprendedores

7 Fuentes de financiación para emprendedores


fuentes-de-financiación-para-emprendedores

7 fuentes de financiación para emprendedores

 Si tienes una idea innovadora o visualizas una oportunidad de negocio, no lo dudes. Como comentábamos en uno de nuestros últimos artículos, son muchas las ventajas de emprender. Sin embargo, si eres uno de los que no se atreve a dar el paso por motivos económicos, te interesará lo que leerás a continuación.

Fuentes de financiación para emprendedores

Préstamos de familia y amigos. Las ventajas de este tipo de “préstamos” son que la financiación es rápida (aunque en bajas cantidades) y por lo general, no se piden garantías a cambio. Normalmente este tipo de ayuda se denomina “capital semilla”, es decir, en esta fase sólo hay una idea y mucha ilusión, pero aún no se ha comprobado la viabilidad del negocio.

Cobrar el paro acumulado en un solo plazo. Esta medida ofrece a los particulares la posibilidad de cobrar en un único pago, de forma íntegra, todo el paro acumulado, en vez de hacerlo mes a mes. Es requisito fundamental para cobrar el paro de forma íntegra, que sea  con la única finalidad de montar una empresa.

Business Angel. Se trata de personas que tienen un profundo conocimiento de un determinado sector empresarial y una amplia red de contactos de la que podrá hacer uso en beneficio de la empresa. El inconveniente principal es que la participación de los emprendedores queda “diluida” al entrar el business angel como parte accionista. Suele recurrirse a los business angels cuando, además de la idea de negocio, se tiene desarrollado el producto o servicio y se puede evaluar de algún modo. Esta fase suele conocerse como “start-up”.

Crowdfunding. También conocido como micromecenazgo, el crowdfunding consiste en la financiación colectiva de un determinado proyecto, permitiendo que personas con una idea de negocio, producto o servicio puedan llevarla  a cabo a través de la colaboración obtenida de forma online en una plataforma dedicada al crowdfunding. Las personas que quieran financiar un proyecto mediante este sistema, deberán inscribirse en una plataforma especializada, presentar su proyecto y marcar un objetivo económico a partir del cual comenzará a desarrollar su proyecto. Los visitantes a la web podrán hacer diferentes colaboraciones de forma “altruista” aunque, normalmente, se les ofrecerá algo simbólico a cambio.

Préstamos bancarios. Las entidades bancarias están mejorando las condiciones de concesión de créditos para emprendedores y pymes respecto a las que ha habido durante estos años de crisis. Algunas empresas, incluso, están ofreciendo servicios especializados para pymes y autónomos como es el caso de Santander Advance o Caixa Negocios. Aunque hasta ahora esta fuente de financiación para emprendedores ha sido complicada, sí es cierto que el Instituto de Crédito Oficial (ICO) dispone de créditos especiales para emprendedores que deseen poder una empresa en marcha.

Sociedad de capital riesgo. Se trata de empresas especializadas en la inversión de capital. Esta forma de financiación consiste en la participación de manera temporal y minoritaria de una entidad de este tipo en el capital social de la empresa en cuestión. Es decir, aportan capital económico, convirtiéndose en socios accionistas y participando tanto en riesgos como ganancias de la empresa.

Sociedades de garantía recíproca.  Son entidades financieras que facilitan el acceso al crédito a las pymes a través de la prestación de avales ante los bancos.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *